4637861224.8dd5717.6ca74e71b31b42d88d140107a017c494

El método japonés 5S

Mejora la productividad (y la calidad de vida)

Son ya algunas ocasiones en las que hemos hecho referencia a la cultura japonesa como fuente de inspiración de filosofías de vida. Hoy vamos a hablar de las 5S, una filosofía que defiende la idea que tanto el orden como la limpieza en el puesto de trabajo y en el espacio personal son fundamentales, especialmente cuando se busca eficacia y productividad.

Creado y popularizado en los años 60 por la fábrica Toyota con el objetivo de mejorar la productividad laboral, las “5S” es un método japonés que se creó a raíz de las necesidades empresariales de Japón después de la Segunda Guerra Mundial. Se llaman las “5S” porque son cinco los pilares que lo conforman y es un método aplicable tanto en casa y en tu cuidado personal como en la oficina.

Mantener cualquier espacio cumpliendo estas dos variables (orden y limpieza) evita cualquier tipo de interferencia que puede ralentizar cualquier tarea que estemos ejecutando. Veamos en qué consiste cada una de las 5S:

 

SEIRI

O también conocido como “clasificación”. Este primer pilar defiende la idea de vaciar. Es decir, mirar a nuestro alrededor y ver qué necesitamos y qué no, y en consecuencia, deshacernos de ello. Papeles, herramientas… cualquier cosa que tengamos en casa o en el escritorio del trabajo, si no se usa se debe quitar y dejar solo aquello imprescindible.

SEITON

Es la hora del orden. Una vez hecha la selección de lo que necesitamos, es hora de ordenarlo y debemos hacerlo de la manera más lógica y entendible que podamos. ¿Cómo? Dejando todo aquello de uso frecuente a mano. First in, first out, lo primero que entra es lo que primero sale. Así, evitaremos que las cosas venzan o caduquen. Si usamos algo a diario debe estar al alcance de tu mano, y aquello que usas con menos frecuencia, pues debe estar más “escondido”. Con un buen orden se consigue eliminar tiempos no productivos asociados  a la búsqueda de materiales y desplazamientos innecesarios.

SEISO

La limpieza. Este factor es imprescindible para prevenir el desorden y posibles accidentes. Se trata de conseguir que la limpieza sea un hábito y que cada uno sea responsable de mantener limpio su lugar de trabajo.

SEIKETSU

En otras palabras, estandarizar. El objetivo es evitar la reaparición del desorden y la suciedad. Para ello es esencial imponer normas y procedimientos que lo aseguren. Estas normas deben permitir distinguir fácilmente una situación normal de otra anormal y ayudar a recordar la importancia que tiene mantener la limpieza y el orden en el trabajo (y también en casa).

SHITSUKE

La mejora continua a través de la disciplina. Las 5S no tienen un principio y un fin. Más bien son un ciclo que se repite continuamente y ante el cual se debe de disponer de una disciplina que ayude a mantener un puesto de trabajo limpio y ordenado. Este quinto pilar es esencial para garantizar el éxito del método. Su objetivo es comprobar el cumplimiento de las normas y los estándares definidos y que la totalidad de los trabajadores de una empresa se familiaricen y apliquen los principios del método para lograr resultados satisfactorios y reales a corto, medio y largo plazo.

Los beneficios directos de la aplicación de estos cinco pilares (muy fáciles y económicos) son rápidamente comprobables: una mayor productividad, reducción de tiempo, mayor compromiso, responsabilidad  y trabajo en equipo, una mejora de la imagen ante el público exterior, un mejora del ambiente y la generación de una cultura de la organización.

Y tú, ¿ya lo has empezado a poner en marcha?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Facebook
Twitter
LinkedIn
Instagram