4637861224.8dd5717.6ca74e71b31b42d88d140107a017c494

El marketing de datos es vital en nuestros tiempos

En este mundo globalizado que vivimos los datos son de vital importancia, sin duda. Y más si uno tiene que valerse de esos datos, precisamente, para poder poner en marcha una buena estrategia mercadotécnica desde el principio. Lo que se conoce popularmente como el marketing de datos es una realidad que no hay que menospreciar. Al contrario: la recopilación y la posterior interpretación de ese cúmulo de información resulta vital para cualquier empresario que se precie porque, sólo de ese modo, puede disponer de una radiografía fidedigna de cuál es su público objetivo y las necesidades reales de sus clientes potenciales, así como acotar el target estricto que puede estar interesado en aquello que le queremos vender. El dicho de quien mucho abarca poco aprieta cobra una nueva dimensión en la era de Internet, ya que no hay nada mejor que conocer en profundidad de antemano a tu público para poder aplicar las herramientas adecuadas y no desfallecer en el intento.

pexels-photo-415068Mucho se ha estudiado sobre la materia en los últimos años porque una buena estrategia de marketing de datos puede, entre otras cosas, permitir anticiparse a los futuros comportamientos de los clientes potenciales. Tristemente no es una ciencia exacta, pero todos los expertos están de acuerdo en que esta recopilación e interpretación de datos es esencial para poder tomar buenas decisiones en un futuro a corto, medio y largo plazo. ¿Qué pasos habría que seguir? Pues desde aquí te damos unas pistas que nos vas a agradecer eternamente.

Nunca hay que construir una casa por el tejado, así que lo primerísimo que habría que hacer es unificar y centralizar todos los datos de los que disponemos para no acabar engullidos por ese monstruo gigantesco que es el Big Data. Definir desde un primer momento el target objetivo al que queremos acceder siempre es sinónimo de éxito. No obstante, seguramente te preguntarás cómo puedes unir toda esa información. Pues la respuesta pasa por el llamado business intelligence, que no es más que la habilidad para transformar los datos en información, y la información en conocimiento, con el objetivo de poder optimizar el proceso de toma de decisiones en los negocios mediante los Cuadros de Mando Integrales (CMI), los Sistemas de Soporte a la Decisión (DSS) y los Sistemas de Información Ejecutiva (EIS). Sólo así se puede disponer de información valiosa que será nuestra mejor aliada a la hora de, por ejemplo, entrar a nuevos mercados u optimizar los costes.

pexels-photo-669615Lo siguiente, como te puedes imaginar, pasa por definir, analizar y crear conexiones con nuestro Customer Journey. O lo que viene siendo lo mismo, saber cuál es el camino que recorre un cliente a lo largo de los diferentes puntos de contacto e interrelación con las organizaciones. Preguntas tan aparentemente abstractas como ¿quiénes son nuestros clientes?, ¿cómo se comportan?, ¿cuáles son sus actuales necesidades? o ¿qué factores son los deciden que finalmente hagan efectiva la compra? son del todo imprescindibles para entender en profundidad a nuestros actuales y potenciales futuros clientes.

El tercer punto a tener presente, una vez terminados los dos aspectos anteriormente citados, es la activación de datos. Para que lo entiendan: si con la información de la que disponemos detectamos algún punto de la estrategia con un elevado número de bajas, siempre podemos buscar diversas maneras de corregir la situación. Y lo mismo ocurriría en el caso de que tras identificar algún rasgo distintivo y único en un segmento inicial de nuestros clientes queramos detectar a aún más posibles consumidores con esos mismos rasgos.

Todo ello, obviamente, teniendo siempre presente ese Reglamento General de Protección de Datos (GDPR) que el pasado 25 de mayo estableció que cualquier usuario debe dar su consentimiento inequívoco para que una empresa pueda usar sus datos. La transparencia en esta jungla de la información es obligatoria, pese a quien pese, ya que desde un principio la empresa debe dejar claro qué, cómo y para qué utilizará esos datos con motivos comerciales.

Así que ya sabes, siguiendo todos los parámetros legales y sabiendo cómo utilizar los datos, el éxito está en tus manos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Facebook
Twitter
LinkedIn
Instagram