4637861224.8dd5717.6ca74e71b31b42d88d140107a017c494

Abúrrete [mucho] para crear más y mejor

Claves para recargarnos e inspirarnos en la nada

Huimos de él como de la peste y nos ponemos nerviosos pensando que nuestros hijos no tienen nada que hacer. Rellenamos sus horas y las nuestras con frenesí, rozando el ‘horror vacue’ o miedo al vacío. ¿Por qué tememos tanto al aburrimiento? ¿Qué nos impide disfrutar de un tiempo precioso sin planes a la vista?

Los expertos que lo han estudiado nos invitan a dejarnos llevar, relajados, por el tedio.

Gracias a ellos hoy sabemos que el aburrimiento nos convierte en mejores personas o por lo menos, en más creativas. Así lo demostraron las psicólogas Karen Gasper y Brianna Middlewood, en un estudio de la Universidad de Pensilvania. Su objetivo era analizar el comportamiento del ser humano ante determinados estados de ánimo y sus descubrimientos fueron especialmente relevantes en dos: el aburrimiento y la euforia.

Los participantes tuvieron que ver varios vídeos de 4-5 minutos que tenían por objeto aburrirles, angustiarles, relajarles o alegrarles hasta la euforia. A partir de los vídeos, los participantes tuvieron que hacer relaciones entre palabras e imágenes y ahí saltó la sorpresa.

“En nuestro estudio, los participantes aburridos obtuvieron mejores resultados en un test de creatividad que aquellos relajados o emocionados”, explica Karen Gasper. “El aburrimiento indica que el entorno no nos resulta muy satisfactorio. Como resultado, las personas que están aburridas normalmente buscan algo que capte su atención o que consideren significativo, quieren hacer algo más interesante y estimulante. Y este deseo de encontrar es lo que les anima a realizar nuevas conexiones, un proceso clave en el pensamiento creativo”, añade la doctora Gasper.

Un motor que nos impulsa

No es el único estudio interesante que une aburrimiento y creatividad. También los psicólogos de la Universidad Central de Lancashire, Sandi Mann y Rebekah Cadman, llegaron a una conclusión similar. Ellas encargaron a un grupo leer una guía telefónica y a otro trabajos más divertidos. Después les dieron un vaso y les preguntaron para qué podía servir. Como era de esperar, los aburridos buscaron hasta en el último rincón de su imaginación usos diferentes. Los demás fueron mucho menos creativos.

Y es que el ser humano no está hecho para aburrirse sino para adaptarse al medio y, una vez logrado ese principio básico, para mejorarlo. Y ahí entra la creatividad, ese gran motor que impulsa  a hombres y mujeres más allá de la razón, del sentimiento, de lo esperado y esperable. Más allá…

Al igual que los niños, los ‘mayores’ debemos ser capaces de disfrutar de nuestros momentos de tedio, buscándolos e incluso provocándolos. Tras ellos encontraremos un estado de calma muy beneficioso en nuestro día a día. Y todo ello pasa por una sana desconexión tecnológica que nos permita aburrirnos de forma sana y natural.

Cómo aburrirse mortalmente [para recargar nuestra energía]

  1. Apaga la tele y siéntate cómodamente sin planes toda una tarde
  2. Deja el móvil en otra habitación, a ser posible activando la opción ‘no molestar’ y pasea tranquilamente por tu casa una hora.
  3. Ve a dar un paseo por una calle cualquiera, siéntate en un banco solo o sola y deja que tu mirada se pose en cualquier elemento cercano.
  4. Túmbate en la cama, boca arriba e intenta no pensar en nada.
  5. Olvídate de la música y de los libros, periódicos o revistas durante un día entero.
  6. Siéntate en un bar y dedícate a ver pasar a la gente con desapego, sin curiosidad.
  7. Puedes ir a un museo de algo que no te interese lo más mínimo: relojes o cerámica pueden ser dos buenas elecciones.
  8. Ve a comer a un bar corriente, en un barrio corriente y elige lo que más te aburra comer y beber.
  9. Puedes ver una película de las que huyas siempre. Olvídate de tu cine: se trata de aburrirse de verdad.
  10. Puedes quedar con esa buena persona que tanto te aburre y de la que huyes siempre.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Facebook
Twitter
LinkedIn
Instagram